Consejos que ayudan a cuidar la salud mental, según la presidenta de la Asociación Americana de Psicología

POR AGENCIAS

REINO UNIDO.- La salud mental está más bajo la lupa que nunca, en un mundo donde cada vez escasea más debido a un cóctel de factores como la precariedad, la incertidumbre geopolítica, la crisis climática o la recesión económica.

El informe MSW 2021, el estudio de bienestar más grande y completo del mundo reveló que en Estados Unidos, Reino Unido, Canadá, Irlanda, Nueva Zelanda y Australia, el 30% de los encuestados está angustiado o con dificultades de salud mental.

En todo el mundo, el deterioro más alarmante lo sufren los jóvenes: la mitad (44%) tienen problemas de este.

Las falsas creencias y los malos hábitos son algunos de los principales lastres que dificultan el tener una buena salud mental. Así lo explica en una entrevista para la CNBC Thema Bryant, actual presidenta de la Asociación Americana de Psicología.

Evitar pensar en los problemas no los soluciona

Bryant cree que la evitación de los problemas es un escollo importante a resolver para cuidar de la salud de la mente. No funciona el «si no pienso en ello se me pasará». La experta alerta de que la supresión no funciona, y mucho menos a largo plazo.

«Cuando tenemos experiencias vitales desafiantes y las evitamos, acaban apareciendo de otras maneras, afectando a nuestro sueño, o a la forma de criar a los hijos», explica. «Evitar no es lo mismo que curar», concluye.

No vincules el éxito y la productividad con el bienestar emocional

«Hay que dejar atrás la falsa dicotomía consistente en creer que para tener éxito hay que abandonarse a uno mismo».

El segundo concepto erróneo que explica Thema Bryant a la CNBC es asociar estar «ocupado» o ser «productivo» con estar «curado» o sentir «bienestar» o «plenitud». Mucha gente cree que la depresión se manifiesta de igual modo en todas las personas, impidiéndoles poder salir de la cama. Sin embargo, muchas personas padecen depresión con alta funcionalidad.

Dicho de otro modo, el éxito de un negocio o la productividad no siempre son indicadores de tu integridad o tu bienestar emocional. «Hay que pensar en la longevidad y en tu propia sostenibilidad. A veces estamos tan obsesionados con acumular más o conseguir un ascenso que no prestamos atención al futuro.»

Crea tu propio ritmo saludable y rituales de autocuidado

La especialista recomienda crear un ritmo saludable que no absorba toda la energía y el tiempo vital, y que permita cuidar de la salud y de las relaciones personales.

«Tú dependes de ti y tu familia depende de ti, y cuando nos metemos en un agujero, a la larga no funciona. Es importante encontrar pequeñas formas de crear rituales de cuidado». Entre estos puede estar escuchar un pódcast, una larga ducha por la mañana o una buena rutina matutina de relajación.

El valor indispensable de la amistad y de los lazos: prioriza las relaciones sanas y verdaderas

Esta experta destaca que las buenas relaciones, las amistades y las conexiones sanas en la familia y en el trabajo «te ayudan y te recuerdan que estás vivo, que no eres un simple robot, un objeto o un mero trabajador».

«Esto puede darnos aliento, amor y compasión». Además, en las personas muy ocupadas, recomienda pensar en la calidad de las amistades por encima de la cantidad. «Aunque no puedas hablar por teléfono durante horas o reunirte con tanta frecuencia, lo importante es que al conectar sea auténtico, transparente y mutuo», destaca en la entrevista.

«Es muy curativo sentirse conocido por alguien, aceptado y cuidado por lo que uno es, sin tener que actuar o encajar». Para ella es un regalo y un alivio estar en compañía de estas personas con las que uno percibe una conexión verdadera. «Es un regalo para nuestro sistema nervioso cuando estamos con alguien con quien podemos sentirnos como en casa», concluye.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *