ARENA expulsa de manera inmediata a sus afiliados que hayan ejercido cargos públicos o de elección popular, condenados mediante sentencia firme de los Tribunales de Justicia, por delitos de corrupción

Comparte en redes

También solicitó abrir un proceso de expulsión del partido al excandidato a la presidencia de la
República, Joel Sánchez
.

EL SALVADOR.- El partido ARENA ha querido dar su primer paso a la renovación y lo hecho emitiendo un comunicado con contundentes medidas: «expulsar de manera inmediata del partido a todos los miembros afiliados que hayan ejercido cargos públicos o de elección popular, condenados mediante sentencia firme de los Tribunales de Justicia, por delitos de corrupción o de otra índole».

«El COENA y los organismos disciplinarios, seguirán analizando casos y recibiendo denuncias, para
que, en el marco del debido proceso establecido en los estatutos, se proceda con la aplicación de
estos».

Tramitar la suspensión de sus cargos e inhabilitar del derecho a ser electo cargos internos o de elección popular, a todos los miembros afiliados mientras tengan procesos legales abiertos, según lo dispuesto por los artículos 133, 135 y 138 de los Estatutos y sus reformas vigentes.

«Los afiliados del partido quedan notificados y advertidos de nuestra determinación a ejercer la política con cero tolerancia en materia ética y disciplinaria solicitando al Tribunal de Primera Instancia, con base con lo establecido en los Estatutos, lo siguiente».

«Abrir un proceso de expulsión del partido al excandidato a la presidencia de la República, Joel Sánchez, por sus reiteradas, infundadas y públicas manifestaciones en perjuicio de la imagen del partido. Basamos esta resolución en los artículos 134 y 141 de los Estatutos y sus reformas vigentes del partido», sostuvieron.

«El compromiso más importante que estamos asumiendo en el marco de la renovación de ARENA es con la ética, la transparencia y la lealtad con que debemos conducirnos los miembros, dirigentes y representantes populares del partido. Nos ponemos en los zapatos de la gente que está harta de la corrupción que impera en el ejercicio de la política. Por eso, el COENA que lidero como presidente será implacable en la estricta aplicación de las disposiciones estatutarias que rigen los derechos, deberes y obligaciones de nuestros afiliados y dirigentes. Estamos decididos a dejar atrás la tolerancia de la corrupción, la deslealtad y la traición; así como, el uso del partido como instrumento para satisfacer intereses y vanidades personales en vez de trabajar, como partido, por los intereses y el bienestar de todos los salvadoreños», reza el comunicado.

Notas relacionadas: