Un Real Madrid monumental da un golpe de autoridad en La Liga

Comparte en redes

Fiesta absoluta en el Bernabéu para celebrar la goleada al Girona y la escapada en La Liga.

EUROPA.- «Así, así, así gana el Madrid», rugió el Bernabéu cuando Rodrygo culminó con un golazo una contra perfecta que era el 4-0 ante el Girona, el único equipo que después de 23 jornadas de Liga había mantenido el ritmo de los de Ancelotti. Con el techo echado, el cántico atronó. Era la reivindicación de la grada, el agradecimiento a su equipo por el impresionante partido que se sacaron de la manga ante el segundo en un día en el que ninguno de sus cuatro centrales estaba sano ni en el equipo.

Era una final. Y en las finales ya se sabe que hay pocos equipos que se manejen con tanta soltura como el Madrid. Lejos de partidos en los que su entrada al campo juguetea con el hielo (Almería, Las Palmas…), el líder de LaLiga salió encendido. A los cinco minutos ya ganaba gracias a un golazo de Vinicius.

No era más que el aperitivo de una tarde de antología. Todo le salió redondo a un Madrid que bordó el fútbol y maltrató al Girona como nadie ha sido capaz de hacerlo desde hace mucho tiempo. El equipo valiente y eufórico de Míchel fue pasado a cuchillo. Nunca renunció el Girona a su idea de juego, pero la lección fue de las que no se olvidan.

A las puertas de la Champions, como si olfatear su competición le bastara para mostrar todos sus poderes, el Madrid da un golpe de autoridad en LaLiga. No son ya los cinco puntos de ventaja para un equipo que solo ha caído dos veces en la temporada, las dos ante el Atlético de Madrid (Liga y Copa), es por la sensación de poderío envidad a todos sus rivales. Sin centrales, con tres lesiones de extrema gravedad, sin un 9 estelar en su plantilla, con cuatro meses hablando de que su entrenador se podía marchar a Brasil… Con todo eso, el Madrid es líder destacado de LaLiga después de un partido de altísimo nivel. Una exhibición en forma y fondo.

El centrocampista inglés Jude Bellingham, que tuvo que dejar el partido ante el Girona a
los 57 minutos tras marcar un doblete, sufre un esguince en el tobillo izquierdo y es duda
para el partido de ida de los octavos de final de la Liga de Campeones del Real Madrid
en Alemania ante el Leipzig.

”Bellingham sufre un esguince de tobillo. Lo van a evaluar mañana, ojalá pueda estar el
martes”,
desveló Ancelotti en su comparecencia ante los medios de comunicación en el
Santiago Bernabéu.

Dos malos gestos con el pie izquierdo provocaron la lesión de Bellingham, que será sometido
el domingo a unas pruebas médicas en la ciudad deportiva de Valdebebas para valorar el
alcance exacto de su lesión.

Por el momento, el centrocampista inglés es duda para el encuentro ante el Leipzgig, en el
que Ancelotti no podrá contar por lesión con Thibaut Courtois, Èder Militao, David
Alaba y Antonio Rüdiger. Cuenta con recuperar a Nacho Fernández, ausente ante el
Girona por una sobrecarga muscular.