Intensa ola invernal, provocada por un vórtice polar, amenaza con batir récords de frío en EE.UU.

Comparte en redes

La masa de aire frío polar podría congelar las planicies del Norte. Este vórtice debería afectar primero a Texas; Dallas, Austin y otras ciudades están en alerta.

ESTADOS UNIDOS.- Un clima gélido invernal cubrió el sábado a Estados Unidos cuando una ola de tormentas árticas amenazaba con batir récords de bajas temperaturas en el corazón del país, propagar el frío y la nieve de costa a costa y arrojar escalofríos sobre todo, desde los playoffs de fútbol hasta las campañas presidenciales.

La tormenta del sur será la cuarta en las últimas dos semanas que amenaza con causar importantes impactos en las zonas al este de las Rocosas, ya que el frenético comienzo de 2024 no muestra signos de detenerse.

El hielo y el viento se combinaron con resultados mortales en Oregón. Este domingo, en Buffalo, Nueva York, seguía nevando con efecto lago; en el noreste podían producirse borrascas de nieve cegadoras; y en el medio oeste seguían soplando fuertes vientos que levantaron nieve y afectaron los desplazamientos.

Pero en el Sur, más cálido, todo han sido tornados y fuertes tormentas. Esto va a cambiar con la llegada del frío ártico a la región y a gran parte del país.

Más del 75% de la población estadounidense experimentará temperaturas bajo cero en los próximos siete días. Solo hasta este martes, podrían batirse más de 250 récords diarios de temperaturas bajas, desde Oregón hasta Mississippi. El frío hará que este lunes se celebren en Iowa los comicios electorales más fríos de los que se tiene constancia, con temperaturas máximas bajo cero y una sensación térmica de -22 grados.

Los habitantes de Dallas, Nashville y Memphis, Tennessee, se despertaron este domingo con temperaturas bajo cero. Este martes, esas mismas temperaturas llegarán a Atlanta, Montgomery, Alabama y Shreveport, Louisiana.

En ciudades del sur como Memphis, Dallas y Nashville, se espera que las temperaturas permanezcan bajo cero durante al menos 72 horas consecutivas.

Las alertas por tormentas invernales se extienden desde Texas hasta Virginia y abarcan a más de 45 millones de personas, incluyendo todo Tennessee y Arkansas.

El hielo es una de las mayores preocupaciones. Se espera una franja de aguanieve y lluvia helada desde San Angelo, Texas, hasta Huntsville, Alabama. Podría acumularse hielo peligroso en carreteras, árboles y líneas eléctricas.

Y debido al frío, la precipitación invernal resbaladiza no se derretirá en las superficies no tratadas para los trayectos de este lunes por la mañana en lugares como Dallas y Shreveport, Louisiana, por lo que los viajes serán más peligrosos.

La tormenta se despejará del sur a finales del martes y luego podría avanzar en el Atlántico medio y el noreste, lo que aumenta de las posibilidades de nieve en esa zona el miércoles.