El Barcelona sufre una «campaña de desprestigio internacional», asegura el presidente Joan Laporta

Comparte en redes

ESPAÑA.- Joan Laporta, presidente del F.C. Barcelona, ofreció una conferencia de prensa este lunes para presentar las conclusiones preliminares de la investigación externa sobre el denominado ‘caso Negreira’ y aseguró que no se cometió ningún delito para sacar una ventaja deportiva. Además, afirmó que la institución ha sido víctima de una «gigantesca campaña de desprestigio internacional» y de un «linchamiento público», así lo informó RT.

«El F.C. Barcelona no ha realizado jamás ninguna actuación que tuviese como objetivo final o intención alterar la competición para conseguir algún tipo de ventaja deportiva», manifestó el mandamás del club catalán. También reveló que el informe corroboró que «no se han identificado conductas con relevancia penal vinculadas con el delito de corrupción deportiva, no hay ningún indicio de afectación al ‘fair play’ de la competición ni se dan criterios para estudiar modalidades delictivas vinculadas al soborno».

Respecto de la «prestación efectuada por las empresas y personas investigadas, se trata de servicios de asesoramiento deportivo (‘scouting’ y asesoramiento arbitral), que son habituales en el sector del deporte profesional», explicó, a la vez que señaló que «hay evidencias de la prestación de servicios, de su aprobación y evaluación de acuerdo con los criterios del área deportiva». «Hay documentación oficial de facturas y pagos, sometidos a aprobación documentada y recepción de la prestación», agregó Laporta.

En ese sentido, detalló que «el importe de las facturas es variable en función del número de competiciones que se analizaban», por lo que comentó que «la contraprestación podría haber sido pactada anualmente y facturada con periodicidad mensual con variaciones por razón de servicios adicionales como competiciones internacionales».

«En el Barça queremos ganar, y nos gusta mucho el cómo ganamos, jugando bien. No nos gusta ganar con ayudas arbitrales. Es obvio que tenemos detractores, que intentan erosionar nuestro prestigio, a veces por envidia, por sentimiento y otras veces por cuestiones extradeportivas», siguió el presidente, quien aseguró que «ninguna campaña de desprestigio evitará que el Barça pueda continuar siendo una institución o un club de referencia para el deporte mundial».

Por último, insistió en que el F.C. Barcelona «ha sido sometido a una condena y linchamiento mediático sin juicio» y agregó: «Estamos asistiendo a un juicio salomónico, es intolerable e inexplicable».

Los pagos de la polémica
El denominado ‘caso Negreira’ se refiere a la realización de pagos de forma ininterrumpida entre los años 2001 y 2018 a las empresas del exvicepresidente del Comité Técnico de Árbitros de España, José María Enríquez Negreira, y de su hijo Javier Enríquez Romero, a cambio de supuestos «informes técnicos arbitrales».