Trump negó haber dormido en el juicio en su contra: «simplemente cerré mis hermosos ojos azules»

Comparte en redes

Esta no fue la primera vez que Trump o su entorno desmienten informaciones que indicaban que se había dormido durante el proceso.

ESTADOS UNIDOS.- La décima jornada del juicio contra el expresidente de EE.UU., Donald Trump, por el supuesto pago de 130.000 dólares a la actriz porno, conocida como Stormy Daniels, tuvo un hecho particular que fue reflejado por los medios que cubren el caso: el republicano se habría quedado dormido. Sin embargo, el exinquilino de la Casa Blanca negó esas versiones y criticó a los «medios de noticias falsas».

Uno de los medios, que publicó este tema el jueves 2 de mayo, fue NBC: «Trump pareció haberse quedado dormido mientras escuchaba el testimonio, a veces parecía agitarse y luego volver a dormirse». «Los ojos de Trump se cerraron durante largos períodos y su cabeza a veces se sacudió de una manera consistente con dormir», agregó.

La respuesta no tardó en llegar. «No me duermo durante la caza de brujas del fiscal corrupto, especialmente hoy», escribió el republicano en su red social Truth Social, durante un descanso del juicio que se desarrolla en la Corte Penal de Manhattan, Nueva York, y explicó: «Simplemente cierro mis hermosos ojos azules, a veces, escucho intensamente y asimilo todo».

Esta no fue la primera vez que Trump o su entorno desmienten informaciones que indicaban que se había dormido durante el proceso. Ya el mes pasado, un representante de su campaña había afirmado que esas publicaciones eran «100 % falsas».

El juicio es por el supuesto pago de 130.000 dólares a Stormy Daniels a cambio de su silencio sobre la relación sexual extramarital que habrían mantenido en el 2006, por lo que el candidato republicano a la Casa Blanca podría ser acusado de un delito grave de falsificación de registros comerciales y por violar las leyes de financiación de campañas. En total, Trump enfrenta 34 cargos por falsificación de registros comerciales.

Si fuese hallado culpable de cada uno de los cargos, los cuales equivalen a cuatro años de prisión por cada uno, conllevaría una pena máxima de más de 136 años, según la legislación neoyorquina. Sin embargo, la pena real, de ser declarado culpable, sería muy inferior.

Apuntó a los demócratas
Trump calificó al proceso como una «caza de brujas». «Todo lo que escucharon ahí, esto es una cacería de brujas por sus peores jueces, jueces demócratas», dijo y acusó al Partido Demócrata de organizar el juicio para perjudicar su campaña electoral, que «está derrotando al peor presidente de la historia» de EE.UU. «Esta es la única forma en que creen que pueden ganar. Pero no va a funcionar», aseguró.