¿Se complica el caso Rubiales?

Comparte en redes

Luis Rubiales continúa en la República Dominicana resolviendo sus asuntos de negocios y lo hace sin prisa aparente por regresar a España. Mientras, las noticias alrededor del denominado ‘caso Brody’ se siguen sucediendo y lo hacen al ritmo de esos cinco millones de correos electrónicos que han sido incautados por la Guardia Civil. Empresas pantalla, lavado de dinero, utilización de amigos como tapadera, reformas cuestionables y… trama relacionada con el ‘caso Koldo’, el mismo que está sacudiendo la política española.

Los diferentes registros efectuados durante la semana pasada tanto en el domicilio particular de los implicados como en la Ciudad del Fútbol han dejado en un segundo plano los logros deportivos de un deporte que en los últimos doce meses ha sido campeón del mundo femenino, de la Liga de las Naciones en ambas modalidades, subcampeón de Europa Sub 21… La realidad dice que lo que el martes por la noche debería ser una fiesta en el Santiago Bernabéu llega envuelto de polémica y de asuntos turbios relacionados con la propia Federación.

La jueza encargada del caso señala directamente a Rubiales como un miembro más de la trama orquestada por el amigo del que fuera presidente de la Federación conocido como Nene. Ahí no termina la investigación ordenada por la titular del juzgado de Majadahonda. También apunta a la supuesta comisión, desvelada por El Independiente, del contrato de Arabia en forma de unos terrenos para construir un complejo hotelero en el país saudí, tal y como declaró en el citado juzgado Juan Rubiales, tío y exjefe de gabinete de la Federación.

Incluso afirman que la sociedad formada por Rubiales y Nene contó con algún ex del Granada en la creación de empresas pantallas para desviar el dinero.