Mensaje de Alejandro Sanz preocupa a su fans: “a veces no quiero ni estar”


El cantante comparte un sincero mensaje en Twitter en el que asegura estar pasar por un mal momento emocional.

Por agencias

ESPAÑA.-Alejandro Sanz ha provocado una enorme preocupación entre sus millones de seguidores después de compartir un mensaje en las redes sociales en el que reconoce que no está bien y en el que se sincera sobre algunos aspectos de su salud mental. “No estoy bien. No sé si esto sirve de algo, pero quiero decirlo. Estoy triste y cansado. Por si alguien más cree que hay que ser siempre una brisa de mar o un fuego artificial en una noche de verano”, comienza expresando el artista español.

Estoy trabajando para que se me pase… Llegaré a los escenarios y algo dentro me dirá qué hacer”, continúa Alejandro. Sin embargo, la frase que más revuelo ha provocado y en la que sus fans han puesto más énfasis llegaría inmediatamente después: “A veces no quiero ni estar. Literalmente. Solo por ser sincero”, confiesa el cantante madrileño. “Por no entrar al ruido inútil. Sé que hay gente que se siente así. Si te sirve, yo me siento igual”, sentencia.

El mensaje compartido por Sanz ha sido visto por más de 4 millones de personas solo en Twitter y han sido muchos los que han querido dejarle mensajes de apoyo y de ánimo en esta mala etapa del cantante. Incluso expertos en psicología le han aconsejado que trate de dar en primer lugar con el problema para posteriormente comenzar a recuperarse. Pero de las palabras de Alejandro se desprende que ya ha completado la primera fase y que ya está “trabajando” para volver a estar bien.

Además, muchas voces han agradecido la transparencia de Alejandro Sanz y su sincera manera de dar visibilidad a los problemas de salud mental que tanta gente padece y a los que todo el mundo está expuesto, sin importar dinero, fama o profesión. De hecho, la confesión del cantante sirve para remarcar la importancia de hablar sobre la salud mental, un tema que en muchas ocasiones se convierte en tabú o se silencia por miedo al qué dirán. Sanz normaliza así que no siempre se puede estar bien.