Alemania y Escocia dan el pistoletazo de salida a la Eurocopa en Múnich


Los alemanes aspiran a convertir este torneo en un «cuento de hadas» para su país como ya sucedió con el Mundial de 2006, también celebrado en Alemania.

ALEMANIA.- La fiebre de la Eurocopa 2024 se apoderó el viernes de las calles de Múnich, donde los algunos aficionados ya esperan desde las gradas del estadio el pitido inicial (19h00 GMT) del partido inaugural entre Alemania y Escocia, en un momento de tensión geopolítica para el continente.

En un ambiente festivo y vestidos con los emblemáticos ‘kilts’, la avanzadilla del potente Ejército del Tartán, apodo de los aficionados escoceses (se espera que entre 100,000 y 200,000 acudan a Alemania durante la competición), se hizo con la Marienplatz del centro de Munich. La zona habilitada para los aficionados en el parque olímpico (35,000 personas) ya estaba completa a las 18:00 hora local, tres horas antes del inicio del encuentro.

Sobre esa hora, coincidiendo con un cielo despejado luego de una jornada gris, los espectadores comenzaron poco a poco a entrar en el estadio (66.000 localidades) situado al norte de la ciudad bávara, cuartel habitual del Bayern Múnich.

Desde este viernes y hasta el 14 de julio, 24 selecciones nacionales intentarán suceder a Italia, que se proclamó campeona en Londres en la última Eurocopa en 2021. En Alemania se prevé la presencia de hasta 2,7 millones de espectadores en un total de 51 partidos , que se celebrarán en diez estadios distintos.

Prueba de algodón para Alemania

El primero de ellos, en el Allianz Arena de Múnich, supondrá una prueba del algodón para la ‘Mannschaft’ de Julian Nagelsman.

Los alemanes aspiran a convertir este torneo en un «cuento de hadas» para su país como ya sucedió con el Mundial de 2006, también celebrado en Alemania.

«En 2006, estaba en las zonas de hinchas de la Copa del Mundo de Alemania y me divertí mucho. Ahora formo parte de la Mannschaft y poder representar al pueblo alemán es un orgullo», dijo el capitán, Ilkay Gündogan, la víspera del duelo. con Escocia.

El partido inaugural se verá precedido por un homenaje a Franz Beckenbauer, el legendario defensa alemán que falleció en enero de los 78 años.

Pese a jugar ante la anfitriona, Escocia confía en competir en decibelios con los teutones.

«Cuantos más colores haya, mejor. Me alegraría de que al lado del negro, rojo y dorado (colores de la bandera de Alemania) también hubiera otros colores y banderas del resto de los países del torneo», destacó el canciller alemán, Olaf Scholz. .

La Mannschaft quiere romper la mala racha que atraviesa desde hace seis años, cayendo eliminada en fase de grupos en los mundiales de 2018 y 2022 y en octavos de final en la Eurocopa de 2021.

Tras el partido inaugural, en el que Alemania es claramente favorito, los platos fuertes empezarán a partir del sábado.

España debuta el sábado

España y Croacia repetirán la final del año pasado de la Liga de Naciones en el primer partido del grupo B, uno de los que se presentan más igualados en esta Eurocopa al contar también con la presencia de Italia.

Los españoles, liderados por Rodri y el jovencísimo Lamine Yamal, y los croatas, capitaneados por el veterano Luka Modric, aspiran a llegar lejos en el torneo.

Las principales favoritas son Francia, Inglaterra, Alemania y, en menor medida, Portugal.

Los lusos contarán con Cristiano Ronaldo, de 39 años, en su probable último baile en un gran torneo con su selección.

La estrella francesa Kylian Mbappé se perdió de nuevo el entrenamiento de los ‘Bleus’ el jueves, cuatro días antes de que Francia arrancara la competición ante Austria.

La inglesa, liderada por Harry Kane y Jude Bellingham, aspira a sacarse la espina dorsal de hace tres años, cuando perdió la final celebrada en casa ante Italia.

Aparte del espectáculo deportivo, los organizadores de la Eurocopa confían en estar a la altura del evento, que supondrá la presencia de unos 12 millones de aficionados.

Una de sus prioridades es la seguridad, amenazada por el terrorismo yihadista en plena guerra de Gaza.

Además del conflicto en Oriente Medio, la guerra de Ucrania también está presente en esta Eurocopa, sobre todo debido a que la selección ucraniana compite en el torneo.

«Para nuestros valores democráticos y europeos, la Eurocopa-2024 puede ser utilizada en cualquier momento», dijo el exfutbolista Philipp Lahm, director del torneo.